21 agosto, 2012

Le faltan al respeto al Rey


Cuando algunos comenzábamos a creer que la "Era de los Esteroides" podría llegar a su fin al ver caer el prestigio de peloteros del calibre de Barry Bonds, Roger Clemens y Mark McGwire, apenas la semana pasada quien fuera MVP del Juego de Estrellas, líder en Hits en las Mayores y candidato al MVP de la Nacional, Melky Cabrera, sorprendió al universo beisbolero uniéndose a ese irrespetuoso club y, al estilo Álex Rodríguez hace unos años, lo aceptó abiertamente. 
 
Este miércoles el abridor dominicano de los Atléticos, Bartolo Colón, que estaba reviviendo su carrera con marca de 10-9, también fue suspendido 50 juegos por consumo de niveles elevados de testosterona, la misma causa que Cabrera ("shame on you!").
 
Así, en esta temporada van cinco los peloteros que han sido sancionados por usar sustancias indebidas, dos de ellos de la novena de San Francisco. El primer caso fue el relevista Guillermo Mota, quien el 7 de mayo recibió una suspensión de 100 juegos (la mayor hasta el momento); después el venezolano y utilitario Freddy Galvis el 19 de junio; y Marlon Byrd, hoy en agencia libre, el 25 del mismo mes, recibieron 50 juegos de castigo cada uno. 
 
Mas la trampa del jardinero dominicano de los Gigantes fue doble, al intentar engañar a las Grandes Ligas luego de que una persona cercana a él adquirió un sitio web con el que pretendían hacer creer que la ingesta fue accidental, al "adquirir" ahí un producto. 
 
Afortunadamente el caso fue detectado y la sanción al ya campeón con Yankees en 2009 se mantiene. 
 
Steroids
Los Gigantes tienen a dos de los cuatro peloteros suspendidos este año, y algunos fans ya han expresado su decepción
 
Desde que el MVP de la Liga Nacional en 2011 y jardinero de los Cerveceros, Ryan Braun, fue ligado a los esteroides (y luego condonado), no había estado envuelto en el tema un pelotero estelar, que ha decepcionado incluso a buena parte de los fans en San Francisco, y eso que son de las aficiones más fieles. 
 
La baja no sólo afectará personalmente al dominicano, también a su equipo, quien está en plena contienda por el Oeste de la Nacional con los archirrivales Dodgers, y se esperaba que con la adquisición de Hunter Pence y el regreso de Pablo Sandoval, Melky y Buster Posey formaran, después de muchos años, una parte sólida en el orden al bat de los Gigantes. 
 
El futuro de Cabrera es incierto ahora, pues sólo firmó un contrato de un año y apenas estaba en pláticas para renovar y probablemente quedarse a largo plazo en San Francisco. 
 
Pero tal vez eso sea lo de menos ahora, el Rey de los Deportes recibe nuevamente faltas de respeto y habrá que replantear las sanciones para quienes utilicen sustancias prohibidas, pues parece que los lamentables ejemplos de los ex venerados peloteros, que incluso los ha llevado a la Corte como a Roger Clemens y Barry Bonds, no han sido suficientes. 
 
Tan sólo de 2005 a la fecha, 34 peloteros han sido castigados por salir positivo en las pruebas de laboratorio, entre ellos algunos reincidentes y estrellas de la talla de Rafael Palmeiro (2005), Mike Cameron (2007), José Guillén (2007), Manny Ramírez (2009), e incluso en su momento Álex Rodríguez admitió haber usado una sustancia indebida en sus primeros años. 
 
Otros peloteros envueltos en el tema son Mike Jacobs, Edinson Volquez, Ronny Paulino, JC Romero, Eliezer Alfonzo y Pablo Ozuna.